TAMBIÉN y TAMPOCO: ¿Cómo se usan? ¿Qué diferencia hay? – Clase de gramática española

En esta clase vamos a aprender una cosa muy importante, si queremos comunicarnos como los verdaderos españoles, vamos a aprender y expresar acuerdo y desacuerdo.

 Youtube BurbujaDELEspañol Facebook BurbujaDELEspañol Instagram BurbujaDELEspañol Pinterest BurbujaDELEspañol

Como ya he dicho vamos a aprender y expresar acuerdo y desacuerdo utilizando estas palabras: TAMBIÉN, TAMPOCO, , NO

Empezamos hablando de TAMBIÉN y TAMPOCO: ambos son dos adverbios que utilizamos para expresar acuerdo cuando estamos de acuerdo con lo que la otra persona dice.

Se pueden utilizar de dos maneras diferentes: 

  • Con un complemento indirecto (a mí, a ti, a él, a ella, etc..) cuando los utilizo con un verbo como GUSTAR. 

Gustar es un verbo que rige complementos indirectos, de hecho se dice «A mí me gusta».

  • Con este tipo de verbo, y no solo gustar, sino también verbos como: ENCANTAR, APETECER, INTERESAR se pueden utilizar TAMBIÉN y TAMPOCO para expresar acuerdo.

Ejemplo: «A mí me gusta mucho la pizza. A mí también.»

  • Con la estructura: complemento indirecto + también/complemento indirecto + tampoco

Ejemplo: «No me gusta para nada estar en casa. A mí tampoco.»

La estructura es la misma: a mí + este adverbio para expresar acuerdo; la diferencia es: 

      • TAMBIÉN -> acuerdo afirmativo
      • TAMPOCO-> acuerdo en negativo 

Cuando los utilizo con verbos que no son verbos como GUSTAR o ENCANTAR, es decir verbos que no necesitan un complemento indirecto: la estructura para utilizar también y tampoco es simplemente: 

      • SUJETO + TAMBIÉN/TAMPOCO

Ejemplo: «Yo juego al fútbol todas las semanas. Yo también.»

Ejemplo: «Mi gatita no duerme mucho. La mía tampoco.»

Lo que es muy importante y tenemos que recordar siempre es que estas palabras, también y tampoco, se ponen siempre después del SUJETO, nunca antes.

Ahora vamos a ver algunos ejemplos:

¡Hola, buenas, qué tal? ¿Díganme qué van a tomar? 

A mí me apetece un café.

A mí también. Otro café para mí.

Y póngame también, por favor, unas tostaditas con un poco de aceite y tomate.

¡Ay, sí, sí, qué rico! Yo también.

Pero no me ponga ajo en el pan, porque no me gusta el ajo.

Es verdad, a mí tampoco me ponga ajo.

Uf, estoy llena, no puedo más.

Yo tampoco, no puedo comer más.

¿Pero qué pasa?¿Qué estás siempre de acuerdo conmigo? ¿Es que no tiene personalidad? 

A pues ahora que lo dices, también es verdad.

 

Ahora vamos a aprender como expresar DESACUERDO: las estructuras son exactamente iguales, pero se utiliza SI y NO:

      • SI = desacuerdo en positivo
      • NO = desacuerdo en negativo.

Ejemplo: «A mí no me gusta para nada la pizza con piña. Ah, pues a mí sí.»

Ejemplo: «A mí me encanta el sushi. A mí no.»

 

También funciona con la estructura: SUJETO+SÍ/NO

– Quiero ir a bailar!

– Yo no. 


– No quiero ir a hacer deporte.

– Yo sí.


– Hola soy Marta y voy a dar un poquito de mí, ¿vale? 

– Bueno, a mí no me gusta mucho leer.

– A mí no.


– No me gusta mucho ir al gimnasio.

– A mí sí.


– Tengo un gato.

– Yo no.


– No sé cocinar muy bien.

– Yo sí.


– ¡Oye! Yo creo que podemos llevarnos muy bien, ¿no?

– Yo no.


 

En esta clase hemos aprendido a expresar acuerdo y desacuerdo utilizando los adverbios TAMBIÉN y TAMPOCO para el acuerdo,  y NO para el desacuerdo. ¡Espero que os haya gustado y que todo esté muy claro! 

Aquí os dejo el enlace para que vayáis a repasar el verbo gustar.

¿Has aprendido los contenidos de esta clase? ¡Intenta hacer los ejercicios!

Deja un comentario